Horario

Lunes - Viernes
9:00 - 20:00

PEDIR CITA

TE LLAMAMOS

Tratamiento de dolores de embarazo en Granada

Dolores presente en el preparto y el posparto

El embarazo es una etapa de la vida llena de alegrías, sorpresas e ilusión, pero también de dudas e incertidumbre. En muchos casos, especialmente para las madres primerizas, no conocemos las nuevas situaciones que nos plantea esta bonita fase y tendemos a preocuparnos. En este sentido, es recomendable seguir un tratamiento de fisioterapia durante el embarazo y también después, no solo para solucionar los pequeños problemas físicos que puedan surgir, sino también para estar tranquila y en buenas manos en todo momento.

Conoce todo lo esencial para la fase preparto y cómo recuperarte tras el parto

Solicita tu cita

El embarazo es un proceso natural que provoca un cambio muy importante en tu cuerpo.

¿Cuándo empezar con la preparación al parto?

El embarazo en sí es un camino lleno de dudas, sobre todo a la hora de afrontar el momento más importante: el parto. Si eres madre primeriza, o si has tenido malas experiencias con partos anteriores, te costará decidir cuándo es buen momento para empezar a prepararte para dar a luz. Esto es algo muy natural y forma parte del proceso.

Normalmente, los cursos de preparación del parto comienzan alrededor del sexto o séptimo mes de embarazo, aunque hay mamás que prefieren prepararse ya desde el principio. Si no tienes claro cuándo deberías empezar, un equipo de fisioterapia especializado te puede ayudar a resolver tus dudas.

¿Es recomendable la gimnasia posparto?

Es muy natural querer hacer ejercicio físico una vez dado a luz. Después de tantos meses de limitaciones físicas, las mamás quieren moverse bien por placer, bien para recuperar la figura o bien para solucionar un problema muy común como las pérdidas de orina.

Realizar ejercicio físico después del parto es muy recomendable, ya que ayuda a fortalecer el cuerpo y a eliminar las molestias que surgen tras el parto o los dolores de lactancia. No obstante, es esencial que el ejercicio físico se haga de acuerdo a un plan personalizado diseñado por profesionales de la fisioterapia para que sean lo más efectivos posible y te ayuden a ver resultados en muy poco tiempo.

Tratamientos relacionados

Preguntas frecuentes

No, todo lo contrario. El ejercicio físico está recomendado durante la gestación para mantener el bienestar de la mamá y del bebé, pero debe estar adaptado a cada fase del embarazo.

Lo más recomendable es comenzar las clases preparto en el último trimestre del embarazo, pero si se desea se puede comenzar antes, siempre y cuando se haya consultado con el ginecólogo o el fisioterapeuta.

Después de dar a luz, el cuerpo debe readaptarse y recuperar sus funciones anteriores. Este proceso puede provocar algunos dolores, pero es algo natural que no debe preocuparnos en exceso.

Sí. Se trata de algo muy común y que no debe preocuparnos. Se debe a que la zona del suelo pélvico debe restaurar su forma original, lo que provoca ganas de ir al baño o las mencionadas pérdidas de orina.

Las pérdidas de sangre no tienen por qué responder a un problema de salud. Después del parto, el cuerpo debe expulsar el material del período de gestación, un proceso en el que a veces se expulsa también algo de sangre. No obstante, si encuentras alguna anomalía, consulta con tu ginecólogo o tu fisioterapeuta.

El tratamiento de suelo pélvico para embarazadas es un proceso basado en ejercicios y masajes para aliviar los dolores y controlar la evolución después del parto.

Sí. Se puede acondicionar el cuerpo de la mujer y detectar las anomalías que podrían llevar a una cesárea a través de un tratamiento de fisioterapia especializado.

Si la mujer se encuentra bien, se puede ir recuperando la rutina de ejercicio físico poco a poco, pero siempre de forma progresiva y supervisada por un profesional especializado.

Sí. Con unos buenos hábitos durante la gestación y un buen programa de ejercicios postparto se puede conseguir recuperar la figura.

Si el bebé nos “roba” el tiempo que queremos dedicarle al ejercicio, hay una alternativa. Los centros de fisioterapia ofrecen clases de gimnasia postparto con bebés para que las mamás recuperen la forma e interactúen con sus pequeños.